Nuevos requisitos sobre fijación de cargas en vehículos industriales y comerciales

Los remolques agrícolas, vehículos más seguros con la nueva normativa
15 mayo, 2018
El carrozado de vehículos sigue creciendo notablemente en Andalucía
19 julio, 2018

El pasado 20 de Mayo entraba en vigor el Real Decreto 563/2017, de 2 de junio, por el que se regulan las inspecciones técnicas en carretera de vehículos comerciales que circulan en territorio español y que conlleva importantes modificaciones para el sector del transporte de mercancías por carretera. Desde ANFACAR te proporcionamos las claves a tener en cuenta con esta nueva normativa.

En primer lugar, el ámbito de aplicación de este tipo de inspecciones se amplía a los vehículos comerciales ligeros de la categoría N1. Pero el cambio más significativo reside en el establecimiento, por primera vez, de unos valores obligatorios relativos a la sujeción de la carga en un vehículo comercial. Estos valores, recogidos en el Anexo III, punto 1 de este Real Decreto, se establecen en 0,8 veces el peso de la carga en el sentido de la marcha, y 0,5 veces en el resto de sentidos.

Estos requisitos son ya exigidos a todos los vehículos que transporten mercancías -independientemente de su primera fecha de matriculación-, y su incumplimiento conlleva las correspondientes sanciones, que pueden recaer tanto en el transportista como en el cargador o el expedidor. Desde la DGT ya se ha anunciado la realización de más de 15.000 controles anuales por todo el territorio español.

La falta de regulación concreta en esta materia ha provocado que camiones y furgonetas circulasen durante años sin apenas control sobre este aspecto. Se estima que entre el 25 y el 45% de los accidentes ocurridos en el transporte de mercancías están relacionados con la mala estiba de las cargas.

Con la entrada en vigor de esta nueva normativa, y con objeto de garantizar y facilitar el cumplimiento de los mencionados valores obligatorios, los propietarios de este tipo de vehículos deben dotarlos, en caso de no estarlo aún, de sistemas de amarre y/o estructuras de carrocería homologadas en base a las normas EN12640 y EN 12642, respectivamente.

Igualmente, estos vehículos deben disponer también de equipos de sujeción (cinchas, eslingas, cables, cadenas) certificados y con su etiqueta correspondiente. Esto constituye en la práctica un elemento imprescindible para cumplir con los nuevos requisitos.

Para adaptarse a las exigencias del RD 563/2017 con las máximas garantías, los propietarios de vehículos industriales y comerciales tienen a su disposición al conjunto de empresas que forman parte de ANFACAR, repartidas por toda la geografía andaluza.